24.8.07

El camino a casa

Estas letras son el primer intento frustrado para romper el monopolio del señor Álvaro y su absurda historieta de mala leche retroalimentada.

Son horas intempestivas y tengo que volver a la cama ya que he dejado abandonado un sueño onírico, sin contenido sexual, que me servirá de reposo para los acontecimientos del mañana.

COMENTARIOS